Discursos

Mensaje de José Antonio Meade durante el evento Compromisos por Sinaloa

Muy buenas tardes, muy buenas tardes y muchas gracias.

Muchas gracias a Leovi Carranza, muchas gracias por darme la oportunidad de venir aquí a Sinaloa, de venir aquí a Mazatlán y decirle, en presencia de su familia, lo orgullosos que nos sentimos de tener en México una empresa y un empresario como Leovi Carranza.

Muchas felicidades Leovi.

Muy agradecido de la oportunidad de platicar con ustedes y de decirles que, así como nos sentimos orgullosos de Leovi, nos sentimos orgullosos de todas y de todos ustedes.

Dicen que somos lo que comemos, y quienes comemos atún Dolores llevamos un pedazo de ustedes en nuestro corazón, y se los agradecemos.

Leovi me dio permiso de que platicáramos aquí en Mazatlán de lo que queremos hacer aquí en Sinaloa y en el país. Y en Sinaloa y en el país queremos desarrollar una agenda con siete temas, con siete temas que pensamos que son muy importantes.

Y parta mí la oportunidad de presentárselos, de hacerlo en frente de Leovi, de hacerlo en frente de esta familia, es un motivo de mucho orgullo, de mucha gratitud y les aprecio que estén aquí hoy para acompañarme.

Es cierto lo que dice Leovi, son muchos años de caminar en Sinaloa, son muchos años de caminar en Mazatlán y son muchos de ver cómo ha crecido esta industria, esta empresa, esta familia y, de nuevo, agradecerles la oportunidad.

Siete cosas queremos hacer, siete queremos comprometer: la primera, y muy importante, poner al centro de lo que hacemos en el país y en Sinaloa, a las mujeres, a las mujeres que trabajan, a las mujeres que le echan ganas.

Yo quisiera preguntarle para empezar, ¿quiénes son aquí jefas de su familia? ¿Quiénes se encargan de sacar adelante a sus familias solas?

Todos en la historia de nuestras familias podemos contar algo parecido, todos podemos encontrar, en la historia de la familia, una mujer que sola nos sacó adelante.

En mi caso fue mi abuela, mi abuela tenía siete hermanas, y se quedó huérfana de padre a los 14 años. Y las siete hermanas, con el trabajo de su mamá, salieron adelante.

Y así como ustedes sacan adelante a sus familias, hay mujeres que todos los días hacen esfuerzos y que merecen un apoyo más cercano. Y por eso, en este esfuerzo, primero las mujeres.

¿Qué queremos hacer? Primero, seguridad. Es un tema muy importante en Sinaloa y en el país.

Y seguridad implica que nunca se le falte el respeto a una mujer en su hogar, en su trabajo, en la calle o en la escuela. Tenemos que hacernos cargo que la seguridad y que la falta de seguridad, muchas veces en México tiene rostro de mujer y tenemos que corregirlo, y por ahí vamos a empezar en materia de seguridad.

Pero queremos hacer cinco cosas más, el que más paga seguridad social en todo el estado de Sinaloa es Leovi Carranza, pero hay muchas mujeres que hacen un trabajo comprometido todos los días y que no tienen seguridad social.

Tenemos que asegurarnos que ese trabajo doméstico se reconozca con seguridad social, y seguridad social implica salud, implica retiro. Seguridad social implica créditos, implica riesgo de trabajo y riesgo, además, de incapacidad.

Por eso hacer justicia con seguridad social a las mujeres es tan importante, reconocer que las mujeres son las que mejor pagan. Y eso es cierto en México y es cierto en Sinaloa, cuando uno le apuesta a una mujer, cuando uno le da crédito a una mujer, ese crédito rinde frutos y apoya a la familia.

Por eso hay que traducir la palabra de la mujer en crédito y en apoyo. Por eso también tenemos que trabajar en que tengan cerca guarderías de tiempo completo, una alimentación con horarios nocturnos, y que eso sea cierto también en el prescolar y en la primaria.

En Sinaloa tenemos casi 5 mil escuelas, solamente mil son de tiempo completo, queremos que nuestro legado en Sinaloa sean 5 mil escuelas de tiempo completo. Y muchas de ustedes han de saber, muchas de ustedes dedican tiempo a cuidar un adulto mayor, muchas lo dedican a cuidar a un menor de edad, pero son cada vez más las que cuidan adultos mayores y por eso, además de estancias, necesitamos casas de día.

Y esa es nuestra agenda para las mujeres, una agenda que hace sentido, una agenda con la que nos comprometemos y una agenda que les va a ser útil y les va ayudar y aquí queremos, de nuevo, reiterar para Sinaloa ese compromiso.

Además de esta agenda de mujeres queremos hacer un compromiso por la educación, esta educación de tiempo completo que es tan importante, esta educación que tiene que empezar desde lo prenatal hasta que terminamos ya la etapa formal y la acompañamos de la oportunidad de trabajar y de estudiar.

En el país queremos lograr 100 mil escuelas de tiempo completo, queremos pagarles mejor a los maestros para que puedan estar motivados a hacer un mejor trabajo para los hijos.

Y queremos darle un gran impulso al arte y a la cultura y eso, todo, importa para Sinaloa, importa para su turismo e importa para el sentido de orgullo que tenemos en un lugar que, como Mazatlán, está a apenas unos días de recibir el festival más importante de turismo en el mundo del que van a llegar, quienes lo visten, seguros de querer regresar a Mazatlán.

Queremos, además, hacer un compromiso con los jóvenes en un tema que es bien importante. México necesita convertirse en un país de preparatoria, necesita convertirse en un país de educación superior. La preparatoria es muy importante para ustedes y es muy importante también para sus hijos.

Si solamente algo nos llevamos de esta plática, bueno, yo diría dos cosas: la primera, es que voten por mí, pero la segunda, es que nos aseguremos de que nuestros hijos terminen la preparatoria.

En México el que termina la preparatoria va a tener más oportunidades, en México el que termina la preparatoria va a vivir cinco años más. El que no termina la preparatoria va a enfrentar muchos retos.

A nosotros nos toca hacer un gran esfuerzo para que México sea un país de preparatoria; para que tengamos becas de colegiatura, transporte, manutención; para que nuestros hijos tengan la oportunidad, si lo quieren, de emprender y, si quieren, de empezar un negocio; para que nuestros hijos tengan la posibilidad de irse fuera, si así lo desean y si así están preparados; para que tengamos la posibilidad, nuestros hijos, de estudiar y de trabajar.

Y así, tendremos en México jóvenes que estudien, que trabajen o que emprendan, y que lo hagan del apoyo y de la mano de un gobierno que sepa que eso es importante para los jóvenes. Y eso vamos a hacer aquí en Sinaloa.

Otro tema que sabemos que es muy importante es el de la salud. En México tenemos muchas clínicas, tenemos muchos hospitales, pero muchas veces, cuando ustedes los visitan, nos damos cuenta de que no están bien equipados.

A veces, cuando vamos por alguna necesidad médica al doctor, nos encontramos que no tienen medicinas, a veces nos falta prevenir, y a veces nos falta que puedan ustedes escoger la clínica o el hospital que más cerca les quede.

Eso implica tener salud al 100 y eso vamos a tener trabajando juntos por Sinaloa. Todos los hospitales equipados, 100 por ciento de medicinas, un sistema preventivo y la libertad de todos para escoger el hospital en el que se quieran tratar.

Así vamos a lograr una mejor salud para Sinaloa.

Un tema que es muy importante, México sigue siendo un país con mucha desigualdad, México sigue siendo un país en donde tenemos que trabajar todos los días para abatir la pobreza, sobre todo, la pobreza extrema. Y México es un país, y Sinaloa un estado, que puede abatir la pobreza extrema.

Y eso quiere decir que estemos cerca de quienes nacen en Sinaloa para asegurar que tengan acceso a la escuela, al seguro popular, a apoyos alimenticios y que tengamos acciones de vivienda que permitan que las familias en Sinaloa vivan mejor. Y eso es algo a lo que nos vamos a comprometer.

En la siguiente administración vamos a abatir la pobreza extrema en Sinaloa y vamos a empezar con la primera infancia.

Un tema del que hemos platicado mucho es el tema de seguridad. Es un tema que preocupa y que preocupa mucho en el país, y es un tema que preocupa y que preocupa mucho en Sinaloa.

Y tenemos que hacer cuatro cosas muy importantes para cambiar la seguridad en Sinaloa.

Tenemos que prevenir. Cada vez que estemos cerca de un ciudadano tenemos que hacer algo que nos ayude a que el tejido social funcione mejor, tenemos que quitarles a los delincuentes las armas y el dinero, tenemos que tener mejores policías y tenemos que operar mejor entre la Federación y los estados.

¿Para qué hacer todo esto? Para que en Sinaloa y en Mazatlán vivamos más tranquilos, para que recuperemos la seguridad y la confianza de salir a la calle, disfrutar este estado y disfrutar ese esfuerzo.

Vamos a trabajar para recuperar juntos, y en equipo, la seguridad en Sinaloa.

Y hoy en la mañana tuvimos la oportunidad de arrancar en Sinaloa un programa que va a ser muy importante en la campaña y que va a ser muy importante en el gobierno.

Nosotros queremos encabezar un gobierno que se acerque a las familias y que le pregunte a cada uno de sus integrantes de los instrumentos que tiene el gobierno, ¿cuál les ayuda? ¿Cuál les sirve? ¿Cuál es más útil?

No queremos ser un gobierno que decida por ustedes, queremos ser un gobierno que se acerque a cada familia, a cada integrante de la familia y que le pregunte cómo podemos ayudar a sus mujeres, ¿qué necesitan que hagamos para ayudar a sus jóvenes? ¿Cómo podemos apoyar de mejor manera a sus adultos mayores? ¿Qué necesita, en Sinaloa, el sector agropecuario? ¿Qué hace falta en la vivienda para que tengan mejores condiciones?

Y queremos averiguarlo, preguntando a cada familia, preguntando a cada uno de ustedes para saber qué esperan de su gobierno y que su gobierno les dé las mejores propuestas.

Lo que queremos hacer en esta campaña y lo que queremos hacer desde el gobierno es avanzar con todas y con todos ustedes, uno por uno de la mano cercana, metiéndonos, literalmente, hasta la cocina, para preguntarles qué necesitan y qué esperan de nosotros, ese será el gobierno cercano que trataremos de construir juntos.

Y finalmente, finalmente queremos hacer un compromiso para que a Sinaloa le vaya mejor. Habiendo platicado con ustedes, sabiendo qué es lo que le ayuda a Sinaloa, sabiendo que Sinaloa va a crecer mejor si tiene un mejor apoyo, queremos, primero, apoyar mucho al puerto de Mazatlán.

Tenemos la carretera Mazatlán-Durango. Si logramos que el puerto funcione mejor, si logramos invertir más al puerto, tendremos posibilidad de que al estado le vaya mejor, que la carretera nos dé una mejor avenida de desarrollo y que el puerto sea exitoso y que le ayude al estado de Sinaloa a seguir en el mapa con más productividad.

Queremos mejor la conectividad carretera, la que une al Fuerte con Álamos; la que une a Choix con Ojinaga; queremos hacer el libramiento ferroviario de Culiacán; debemos terminar la carretera Badiraguato-Parral y queremos, en Sinaloa, que el campo tenga certeza de que vamos a estar cerca; de que tendrán conocimiento puntual de cuáles son los apoyos y que los apoyos llegarán en tiempo, que podrán planear esos apoyos en el largo plazo, de que los funcionarios vamos a dejar la oficina para ir a los campos y engrapar, al mismo tiempo, el crédito con el apoyo.

Queremos ser aliados de Sinaloa.

Queremos ser aliados de los empresarios.

Queremos ser aliados de los trabajadores de Sinaloa que nos sientan cerca y que sepan que con este gobierno van a estar seguros, van a estar mejor, vamos a trabajar muy duro para darles resultados y nos vamos a acordar, todos los días en el corazón, de esta oportunidad que nos dieron ustedes y Leovi Carranza para platicar y para que juntos vayamos hacia adelante.

Muchas gracias.

Muy buenas tardes. Les agradezco, de verdad, de corazón, que me hayan escuchado.

Me siento muy orgulloso de ustedes, muy orgulloso de la empresa, muy orgulloso de Leovi y con toda seguridad de que vamos a ser potencia y de que vamos a ganar.

Muy buenas tardes a todas, muy buenas tardes a todos.